25/11/2010

Trufas Valor de Mila

 
Ingredientes:

250 ml de leche
100 g de mantequilla
1 tableta de chocolate Valor a la taza
1 huevo
1 chorrito de nata líquida
1 copita de coñac o brandy
300 g bizcochos de soletilla
Fideos de chocolate Valor




Calentar la leche en un cazo y añadir la mantequilla. Deshacer el chocolate en la mezcla, removiendo, retirar del fuego e ir añadiendo los bizcochos en trocitos. Cuando esté todo bien mezclado, añadir el huevo entero, un chorrito de nata líquida y, por último, la copa de coñac.
Dejar enfriar y meter un rato al congelador. Hacer las bolas y pasarlas por los fideos de chocolate.

Trucos / consejos / comentarios:

Llamo a estas trufas "de Mila"  porque las traía siempre una compañera de la oficina llamada así, ahora prejubilada, cada año por su cumpleaños. Me gustaban tantísimo que, claro, le pedí la receta. Es una de las primeras que hice. Como veis es sencillísima y encima el resultado es fantástico.

21/11/2010

Tarta de requesón y nueces

  
Ingredientes:

Masa quebrada:
200 g harina normal
100 g mantequilla
1 huevo
50 g azúcar glas
Una pizca de sal

Relleno:
500 g requesón
180 g azúcar
150 g nueces peladas
2 huevos a temperatura ambiente
Unas gotas de esencia de vainilla
Una pizca de sal

Para la masa quebrada: la mantequilla y los huevos deben estar recién salidos del frigorífico. Incorporar en la Thermomix los ingredientes en este orden: harina, mantequilla cortada en dados, huevo, azúcar y sal. Batir a velocidad 4 durante 15 segundos. Hacer una bola con la masa, tratando de manipularla lo mínimo posible, envolverla en film transparente y dejar en el frigorífico durante al menos una hora.
Pasado ese tiempo, precalentar el horno a 180 ºC. Extender la masa con el rodillo entre dos papeles de hornear tratando de hacer la mínima fricción posible para que no tome temperatura. Retirar el papel de hornear inferior y enrollando ligeramente la masa en el rodillo, ponerla sobre el molde previamente engrasado y extenderla en él. Cortar los bordes con un cuchillo y pinchar la base con un tenedor. Poner encima de la masa papel albal adaptándolo a su forma y sobre él judías. Hornear durante 15 minutos.

Para el relleno: precalentar el horno a 200 ºC. Triturar las nueces hasta hacerlas polvo. Introducir todos los ingredientes en la Thermomix y batir a velocidad 7 hasta conseguir una mezcla suave y homogénea. Verter en el molde con la masa quebrada, espolvorear azúcar por la superficie e introducir en el horno. Pasados 10 minutos reducir la temperatura a 175 ºC y hornear unos 30-35 minutos más, hasta que cuaje.


Trucos / consejos / comentarios:

Esta receta es de la fantástica web de Gastronomía&Cía. Queda muy sabrosa, se aprecia perfectamente el sabor a nuez y la masa quebrada es fantástica. La mayor dificultad la encuentro en extender dicha masa en el molde sin que se rompa, pero por lo demás es muy sencilla de preparar.
 
Utilicé el mismo molde, desmontable, del que hablé en este post.
 

16/11/2010

Gofres auténticos


Ingredientes:


375 g de harina de fuerza
135 g de leche tibia
1 sobre de levadura de panadero
2 huevos pequeños + 1 yema
1 pizquita de sal
2 sobres (16 g) de azúcar vainillado

200 g mantequilla a temperatura ambiente
250 g azúcar perlado

Diluir la levadura en la leche.
Hacer la pasta con todos los ingredientes, menos el azúcar y la mantequilla, dejar reposar 30 min.
Añadir la mantequilla y el azúcar.
Pasarlos por la gofrera.



Trucos / consejos / comentarios:

Me chiflan los gofres auténticos, esos en los que sientes al morderlos cómo partes algún grumito de azúcar que cruje entre tus dientes. Hasta ahora había hecho estos gofres, riquísimos, pero más parecidos a tortitas que a los gofres que venden en los puestos auténticos. Utilizaba, como en esta ocasión, la gofrera de Lidl que comento, por cierto en su temperatura mínima: con el resto se chamusca el exterior quedando crudo el interior.

Por fin he hecho gofres auténticos con esta receta y me han encantado. Os advierto si vais a hacerlos que la masa se ve muy espesa y pringosa, tanto que me sentí tentada a añadirle más leche o huevo... pero por suerte no cedí al impulso, y quedaron perfectos. Con las cantidades indicadas me salieron 10 gofres.

Utilicé para hacer la masa la Kitchen Aid con el accesorio de palas planas, aunque quizás habría sido más apropiado el gancho de masa. Además después de tenerlos un rato en la gofrera la abría para espolvorear azúcar (normal) encima del gofre y volvía a cerrar un rato para que caramelizara y quedara una costrita por encima. Estaba bueno, pero luego se pegaban al plato y entre sí, además de dejar la gofrera hecha un asco, así que ni lo he indicado en la receta ni lo haré en próximas ocasiones.

Monté nata bien fría, últimamente la compro de marca Pascual y me va muy bien. Y preparé una salsa de chocolate que me habían puesto el fin de semana anterior en la Chocolatería Valor con un brownie, que me gustó tantísimo que pedí que me contaran cómo hacerla ¡y resulto ser de lo más sencillo! Se prepara con la tableta de "Cobertura negra de chocolate", la que viene en un paquete alargado, marrón claro, con un peso de 500 g y tiene un 52% de cacao. Se trocea bien el chocolate y se pone en un cuenco resistente al microondas con 5 cucharadas de agua por cada 100 gr de chocolate. Se mete unos minutos en el microondas a máxima potencia, se saca y se remueve (tratando de no introducir aire, no hay que batir sino remover), y si es necesario se repite hasta que esté totalmente disuelto ¡delicioso! y en un momento. No pienso comprar más siropes de chocolate, a partir de ahora utilizaré siempre esto.

14/11/2010

Tarta de chocolate y frambuesa

  
Ingredientes:

8 huevos a temperatura ambiente
250 g azúcar
200 g harina
60 g cacao en polvo
Mermelada de frambuesa

300 ml agua
2 cucharadas soperas de esencia de vainilla
200 g azúcar

250 ml de nata para montar bien fría
20 g de cacao
20 g azúcar glas

Cobertura de chocolate

Precalentar el horno a 180 ºC. Engrasar un molde de 20 cm de diámetro.
Batir los huevos y el azúcar hasta que blanqueen y estén espumosos. Añadir la harina y el cacao en polvo tamizados e incorporarlos suavemente. Verter en el molde y hornear durante unos 25 minutos, hasta que al insertar un pincho metálico este salga limpio. Dejar 5 minutos en el molde y después desmoldarlo y ponerlo a enfriar sobre una rejilla.
Entre tanto preparar el almíbar: poner todos los ingredientes en un cazo de fondo groso a fuego alto y remover hasta que el azúcar esté totalmente disuelo y la mezcla se haya reducido ligeramente.
Montar la nata y cuando esté casi lista, añadir a cucharadas el cacao y el azúcar glas y seguir batiendo hasta que esté bien firme.
Cortar el bizcocho en tres capas horizontales con un cortatartas o, en su defecto, con un cuchillo largo, empapar cada una con el alímar y extender entre medias la mermelada de frambuesa. Después untar la nata con cacao por encima y los laterales (el bizcocho no debe estar caliente o la nata podría perder firmeza). Y por último verter la cobertura de cacao, entibiada (pero aún fluída) por encima y, con ayuda de una espátula, ayudar a que caiga por los lados.

Trucos / consejos / comentarios:

La receta original es del libro "Para los amantes del chocolate", pero he modificado bastantes cosas: En primer lugar he duplicado las cantidades para el bizcocho ya que con las indicadas queda finísimo (y eso que indica que es para un molde de 25 cm y yo utilicé uno de sólo 20). He reducido a la mitad la cantidad de nata (sobraba muchísima) y añadido ligeramente la proporción de cacao y azúcar. He añadido el almíbar para que quede más jugoso. He utilizado mermelada de frambuesa en lugar de hacer yo una salsa ya que es complicado encontrar frambuesas sabrosas y además tienen unos precios abusivos. Y he añadido la cobertura de chocolate encima de la nata con cacao, quería conseguir algo parecido a la tarta Sacher de "El Riojano" ya que me encanta esa mezcla de texturas.
 
Como hice en principio la cantidad de bizcocho indicado y me quedó una capa tan fina, repetí la operación para conseguir otra capa. Pero la próxima vez lo haré como indico aquí: el doble de cantidad y cortarla en tres capas que rellenaré con la mermelada de frambuesa para que quede aún más sabrosa.

Pese a que la masa del bizcocho no lleva levadura ni bicarbonato, queda bastante esponjoso.
 
Para que la nata quede bien firme, pongo tanto el tetrabrick con la nata líquida como el cuenco de la Kitchen Aid en el congelador durante unos minutos. Luego la bato en la Kitchen Aid a velocidad progresiva hasta llegar a 8, añado estabilizador de nata (si bien este no es imprescindible), sigo batiendo a velocidad 8 y cuando está casi montada añado a cucharadas el cacao y el azúcar glas.
 
Lo que más complicado me resultó fue extender la cobertura de chocolate sobre la nata con cacao a una temperatura lo suficientemente fría como para no estropear esta, pero aún fluída. Tuve que ayudarme con una paleta por lo que la superficie no quedó tan lisa como hubiera querido, y lo disimulé con fideos de chocolate de la marca Valor.

5/11/2010

Cupcakes de Halloween

  Cupcakes con cobertura de regaliz, invención mía (a base de regaliz duro) y arañas de mazapán: